El Espatifilo o Flor de la Paz también es otra de las plantas que mejor limpian el aire de tóxicos, también procedente de América Tropical, lo que nos indica que esta planta también requiere de una humedad ambiental alta para su desarrollo.

 

RIEGO 

En verano hay que regar el Spathiphyllum de manera abundante procurando que la tierra esté siempre húmeda. En invierno hay que rebajar las dosis de riego pero manteniendo la tierra ligeramente húmeda entre riegos. 

Al regarla, siempre hay que hacerlo con agua a temperatura ambiente ya que no tolera ser regada con agua fría.
Al necesitar de una humedad alta es necesario pulverizarla, siempre con agua tibia y descalcificada sobre todo si está en un espacio con calefacción. Evita mojar las flores.

  

ILUMINACIÓN

Por lo que hace a la luz se adapta a los interiores con poca luz, pero prefiere los luminosos, sobre todo para la floración. Aunque nunca el sol directo, que puede provocar la quemadura de sus hojas y la aparición de ácaros.
 

TEMPERATURA 

El Spatiphyllum es una planta que no tolera las corrientes de aire frío ni los cambios bruscos de temperatura. Y la temperatura es importante que no baje de 15ºC.

  

PROBLEMAS

Algunos de los problemas comunes de esta planta ser causa del riego y la humedad. Si aprecias que tiene las hojas lacias o marchitas es señal que le falta agua, por lo tanto, es urgente regar la planta.

Si ves que los extremos de las hojas están secos puede ser motivo de un exceso de abonado o de una falta de humedad en el ambiente.

Si la planta no florece puede ser por falta de nutrientes o de luz. Añade fertilizante o cámbiala a un lugar con más luz, evitando el sol directo.

Por lo que hace a las plagas suele ser atacada por ácaros, pulgón y mosca blanca. Los podrás combatir todos con el Espray Triple Acción.